La costilla de Adán

Título original: Adam’s Rib
Dirección:  George Cukor
País: Estados Unidos
Año: 1949
Duración: 101 min.
Reparto: Spencer Tracy, Katharine Hepburn, Judy Holliday, Tom Ewell, David Wayne, Jean Hagen, Hope Emerson, Eve March, Clarence Kolb, Emerson Treacy, Polly Moran, Will Wright, Elizabeth Flournoy
Guión: Ruth Gordon, Garson Kanin
Distribuidora: Metro-Goldwyn-Mayer (MGM)
Productora: Metro-Goldwyn-Mayer (MGM)
Departamento artístico: Henry Grace
Dirección artística: Cedric Gibbons, William Ferrari
Efectos especiales: A. Arnold Gillespie
Fotografía: George J. Folsey
Maquillaje: Jack Dawn, Sydney Guilaroff
Montaje: George Boemler
Música: Miklós Rózsa
Producción: Lawrence Weingarten
Sonido: Douglas Shearer
Vestuario: Walter Plunkett

Cuando se rodó la película los guionistas Garson Kanin y Ruth Gordon formaban matrimonio, y Spencer Tracy y Katharine Hepburn habían comenzado unas tormentosas y veladas relaciones dado, principalmente a que él estaba casado y siempre manifestó que no pensaba divorciarse. Judy Holiday, sempiterna «rubia tonta» del celuloide, vuelve a interpretar ese papel en esta película, aunque sólo era una falsa máscara tras la que se escondía la magnífica actriz ganadora de un Oscar por «Nacida ayer», que no tiene nada que ver con la versión que muchos años después ofreció Melanie Griffith.Ewel se convertiría pocos años más tarde en el «Rodríguez» más famoso de  la historia del cine por su papel en «La tentación vive arriba», junto a Marilyn Monroe. La costilla de Adán restableció el desmejorado gancho taquillero de sus dos estrellas y fue la inyección de vitaminas que necesitaban. Existe un paralelismo entre sus papeles y su vida, ya que Hepburn siempre fue una reconocida feminista y muy moderna para su tiempo y Tracy un conservador católico, que aunque mantenía una sonada relación con Hepburn nunca consintió en separarse de su mujer. El verdadero autor de la pieza musical que suena varias veces a lo largo de la película era Cole Porter.


SINOPSIS:

Una mujer es llevada a juicio por disparar contra su marido y la amante de éste. El fiscal del caso es Adam Bonner, un hombre de reconocido prestigio en la profesión. El problema es que la abogada de la acusada es su propia esposa, Amanda. Las rencillas por el juicio salpicarán la vida doméstica.


PELÍCULA COMPLETA ONLINE:




Sé el primero en comentar

Dejar una contestacion

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.


*